martes, 27 de mayo de 2014

Día Ciento setenta y tres

Soy el blanco perfecto de negras musarañas cuando ante mi hacen acto de presencia el más bello burdeos, el siempre electrizante Klein o el maravilloso naranja. Soy títere de los más crueles grises de la emoción o de blancos absolutistas. Imperfecto daltonismo en un mundo tiranizado por el color...


Jackson Pollock. The Key

3 comentarios:

  1. Brillan hilos de colores entre tantas luces, aunque los vistas de grises.
    Se te echaba de menos entre los titiriteros.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Yo también me dejo guiar por esos hilitos imperceptibles. Abrazo, fuerte.

    ResponderEliminar
  3. Para abolir momentáneamente esa tiranía es bueno regresar a las películas en blanco y negro, al cine negro clásico :)

    Abrazos

    ResponderEliminar